jueves, 3 de enero de 2008

LA NUEVA FISCALIDAD VERDE POR SÍ SOLA NO ES LA SOLUCIÓN PARA DISMINUIR LA CONTAMINACIÓN

LA NUEVA FISCALIDAD VERDE POR SÍ SOLA NO ES LA SOLUCIÓN PARA DISMINUIR LA CONTAMINACIÓN

Los expertos en la materia abogan por una medida complementaria que incentive la retirada de los 8,5 millones de vehículos de más de diez años, responsables del 70% de las emisiones, para lograr una reducción de contaminación realmente efectiva

Además esta medida contribuiría con una mayor seguridad en nuestras carreteras ya que en la actualidad 1 de cada 3 vehículos tiene más de 10 años y esto implica el doble de posibilidades de verse implicado en un accidente

La entrada en vigor de la nueva fiscalidad verde, que persigue el objetivo de reducir la contaminación medioambiental, por sí sola no logrará una disminución efectiva de la contaminación atmosférica si no va ligada al mismo tiempo a un programa que incentive la retirada de los vehículos más contaminantes.

Así, si bien es cierto que la nueva fiscalidad “premiará” a los vehículos más respetuosos con el medio ambiente mientras que los más contaminantes pagarán más, esta medida influirá en la decisión de comprar un vehículo nuevo “ecológico” en detrimento de otros modelos. Sin embargo, al no existir ningún incentivo fiscal que promueva la retirada de circulación del vehículo viejo, para el consumidor siempre será más ventajoso económicamente venderlo a un tercero, permaneciendo de esta manera en circulación un vehículo contaminante.

En este sentido, un reciente informe elaborado por el profesor Dols de la Universidad Politécnica de Valencia titulado “Automóvil, Seguridad Vial y Medio Ambiente” señalaba recientemente que en la actualidad 1 de cada 3 coches en circulación tiene más de diez años, una antigüedad que implica mayor contaminación y menor seguridad. Concretamente el 31,5% de los vehículos que circulan por nuestras carreteras es el responsable del 70% de las emisiones de partículas contaminantes; y presenta el doble de posibilidades de verse involucrado en un accidente.

Por tanto, como incentivos para solucionar esta problemática, el profesor Dols apoya en su estudio la idea de una fiscalidad verde pero recordando que siempre debe ir acompañada por un Plan Prever que promueva la retirada de los vehículos viejos.

La necesidad de renovar el 31,5% del parque automovilístico

Según el estudio “Automóvil, Seguridad Vial y Medio Ambiente”, elaborado por la Universidad Politécnica de Valencia, en la actualidad el 31,5% de los vehículos que circulan en España tiene más de 10 años de antigüedad y está demostrado que con esta antigüedad los vehículos son mucho más contaminantes que los actuales. De hecho, los 8,5 millones de coches de más de 10 años existentes en el parque automovilístico de nuestro país son los culpables de más del 70% de la emisión de todos estos contaminantes, ya que la mayoría de ellos ni siquiera llevan catalizador.

En este sentido, el estudio reconoce que, además de la reciente fiscalidad verde, es necesaria la creación de un nuevo Plan Prever que promueva la retirada de los vehículos viejos para evitar que éstos sigan en circulación. Sólo de esta manera, con la desaparición de estos vehículos, se podrá conseguir de forma efectiva reducir los niveles de contaminación. Además, no debemos olvidar que estos vehículos carecen de gran parte de los dispositivos de seguridad que hay actualmente en el mercado por lo que con la implantación de un nuevo Plan Prever se conseguiría también la retirada de circulación de vehículos con el doble de probabilidades de verse involucrados en un accidente en comparación con los de menos de cinco años.

PARA VER EL DOCUMENTO ENTERO: http://mediatoolstv.googlepages.com/home video